miércoles, 23 de abril de 2014

¿Que es un Desahucio?

Sonia Vega García | 25/10/2013 | No hay comentarios

Desahucio es la denominación que recibe el aviso de terminación de ciertos contratos, como el arrendamiento de vivienda o local. El término jurídico desahucio se utiliza cuando se procede a privar al inquilino de la posesión del uso del inmueble, mediante una resolución judicial, normalmente una sentencia, por un incumplimiento del contrato de arrendamiento (falta de pago de la renta o cualquier otro incumplimiento contractual).

En ocasiones desahucio se utiliza como sinónimo de  desalojo, ya que una orden judicial de desahucio tiene como finalidad el desalojo de los arrendatarios de una vivienda o local comercial.

Lanzamiento

El acto que consiste en desalojar físicamente a los ocupantes de un inmueble, se llama lanzamiento. A él acuden: el propietario junto con una representación del Juzgado (agente judicial),  y un cerrajero, para volver a tomar posesión del inmueble, procediendo a entrar en el inmueble (si es necesario por la fuerza y cambiar la cerradura o el candado).

268destacado400X300Oficinas de Intermediación Hipotecaria

Recientemente se han creado las Oficinas de Intermediación Hipotecaria que están impulsadas por los Ayuntamientos. Es un servicio de apoyo dirigido a las personas o familias con dificultades para hacer frente al pago de los préstamos hipotecarios y se encuentran en riesgo de desahucio de su domicilio habitual.

La intermediación es un procedimiento que realiza un abogado y que facilita la comunicación entre la parte deudora y la entidad financiera, para encontrar una solución ante una demanda de ejecución hipotecaria y/o durante el proceso de la misma. Se facilita, por tanto, información y asesoramiento jurídico, a la vez que se media con la otra parte interesada.

Los objetivos que podemos conseguir son:

Plantear medidas correctoras que permitan mantener el pago de las cuotas hipotecarias y eviten el inicio de los procesos de ejecución hipotecaria.

Negociar medidas alternativas a las dificultades derivadas del impago y faciliten el mantenimiento de la vivienda por parte de la persona o núcleo familiar (eviten desahucio).

Evitar los lanzamientos, siempre que sea posible, derivados de la falta de pago de los créditos hipotecarios.

Alternativas

Las principales soluciones ofrecidas para evitar el lanzamiento de la vivienda son, entre otras, acuerdo de refinanciación, acuerdo de carencia, dación en pago y suspensión del plazo procesal de lanzamiento.

El contenido de este artículo es siempre orientativo y no supone un dictamen jurídico ya que el profesional no dispone de toda la información del caso. Para completar la información, por favor contacta con este abogado antes de tomar una decisión.

 

Comentar:

Usted debe estar registrado/a para escribir un comentario.