¿Publicas fotos de tus hijos en las redes sociales? No lo hagas sin seguir estas pautas




Es rara la persona que hoy en día no tenga cuenta en alguna red social como Facebook o Twitter. Se ha convertido en una forma de vida. Tal es así que muchos las utilizan como un escaparate de sus asuntos personales, incluyendo fotografías de los momentos más especiales.

nino-se-tapa-la-caraEntre esas situaciones se encuentra, por supuesto, el nacimiento de un hijo, el cumpleaños de un sobrino, la foto de la princesa de la casa etc. De esta forma, cada vez es más fácil ver imágenes de menores en Internet. ¿Saben estas personas que están cometiendo un grave error?

Hay que ser conscientes de que en la red no sólo te encuentras a tus familiares y amigos. Hay gente que puede hacer mucho daño. Por eso, que aparezcan fotos de menores sin que se tomen las precauciones básicas de privacidad y seguridad puede ser muy peligroso.

Sanrópolis ha querido informar a sus lectores de las “normas” que deben seguir antes de continuar publicando las fotografías de sus hijos o de esos sobrinos tan maravillosos.

No dar pistas de lugares frecuentados

FACEBOOKEn primer lugar, en la imagen no debe aparecer nunca ni una sola pista sobre los lugares que se frecuentan, como la escuela o el parque, nombres del colegio, camisetas identificativas de sus equipos, etc. Es importante evitar credenciales que permitan a un desconocido localizarles. También hay que evitar fotografiar junto al coche familiar, y mucho menos que salga la matrícula del vehículo.

Otro de los puntos a tener en cuenta es no añadir datos en la foto que puedan identificar al menor. Por ejemplo, no poner su nombre o apellidos. Además, está totalmente “prohibido” publicar información sobre los horarios del niño o actividades que realiza habitualmente.

Desactivar el  localizador

Por otro lado, es muy importante que no se den detalles del estado de los pequeños, por ejemplo: “los echo mucho de menos cuando trabajo”.

Si la fotografía está realizada con móvil o tablet con GPS, hay que comprobar que la función de localización está desactivada o que esos datos se han borrado. Si se incluyen, se podría rastrear dónde se capturó la imagen y encontrar al menor.

Además, es esencial explicar a los familiares y amigos lo importante de toda esta información, así como pedirles que no compartan las fotos de los niños sin el consentimiento de sus padres.

Una vez que una imagen se sube a las redes sociales se hace pública automáticamente, y es muy difícil, por no decir casi imposible, eliminarla de Internet.

Fotos 100% anónimas

imagesHay que ser consciente de lo que puede significar para un niño descubrir cuando es adulto que su vida ha estado publicada durante su infancia. Todo ello sin que haya podido tomar una decisión responsable y madura sobre si le parece bien o mal.

Los adultos tendrían que ponerse en el lugar de los pequeños. ¿Nos gustaría que publicaran nuestras vidas sin nuestro consentimiento?

Con todo esto, este diario quiere trasmitir que se tomen las medidas necesarias, para que todas las fotos sean 100% anónimas y no haya manera de rastrearlas ni de identificar al menor.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.