“Clarabollo” da juego y deja algún revolcón




Susto a uno de los mozos

“Clarabollo”, de la ganadería de Ana Romero, ha protagonizado a primera hora de hoy lunes, la fiesta del Toro del Aguardiente y ha propiciado varios los revolcones, pisotones y coces, pero ningún herido de gravedad en su recorrido.

Buen ambiente en el coso sanroqueño
Buen ambiente en el coso sanroqueño

Sí hubo que trasladar a un mozo al hospital debido a que la fuerza del golpe que recibió al ser volteado le produjo amnesia. Otro joven también fue volteado y se negó a ser llevado al centro médico, a pesar de que los facultativos se lo recomendaron debido a las contusiones en espalda y cuello.

El Toro del Aguardiente comenzó a las 7.00 horas, con la salida del animal de los chiqueros instalados en la Barriada de La Paz (junto al campo de fútbol).

Numerosos mozos acompañaron a “Clarabollo” en su subida, si bien a la hora de guiar al animal fue de nuevo indispensable la labor de los miembros de la Peña Cultural “Toro del Aguardiente”, cuyos socios también hicieron un gran trabajo en la arena de la plaza, contando con la colaboración de la Peña del Toro Embolado de Los Barrios.

Encierro del toro
Encierro del toro

Nacido a finales de diciembre de 2007, “Clarabollo” fue el protagonista de la fiesta junto a las vaquillas que se soltaron en el ruedo tras el toro. Las vaquillas, de la ganadería de San Miguel, se llaman “Sobrehielo” (121), “Aceitunera” (129) y “Condesa” (378). Por su parte, “Clarabollo”, que pesa 540 kilos, está marcado en el costillar con el número 40.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.